No sólo personal cualificado

El Centro de Documentación Publicitario es resultado de la testarudez de Sergio Rodríguez, un publicitario de los que no se proliferan, con una pasión por su oficio que lo convierte en un ser absurdo. Inició una aventura, que ya tiene forma y espacio, para conservar el pasado de una profesión con tanto desapego. No es un lugar fácil de visitar, pero eso lo hace mucho más imprescindible; siguiendo sus redes sociales igual encuentras una ocasión para pasear entre sus parecedes y dejar que tus ojos se humedezcan son imágenes y sonidos que emocionan, en muchos casos, no sólo al que vive de crear ilusiones para comunicar o promocionar.

 

web  |  facebook |